Las familias más ricas de Chile donan para una campaña de estatutos favorable a las empresas

(Bloomberg) — Algunas de las familias más ricas de Chile están haciendo donaciones políticas para hacer campaña a favor de una nueva constitución favorable a las empresas, un esfuerzo por aumentar las posibilidades de aprobación del borrador en medio de una amplia oposición pública.

Las contribuciones totales, incluidas donaciones privadas y fondos estatales, a campañas a favor y en contra de la nueva carta alcanzaron los 3.100 millones de pesos (3,6 millones de dólares) al 24 de noviembre, según datos de la Oficina del Servicio Electoral. De esa cantidad, aproximadamente el 56% se destinó a los partidos que apoyaban la propuesta, mientras que el 44% restante se destinó a los que se oponían al documento.

Scott y su hijo Nicolás Ibáñez Varela, quien vendió Walmart a Walmart en 2008, han donado en conjunto 100 millones de pesos al derechista Partido Republicano y a la Unión Demócrata Libre. Wolf von Appen Behrmann, exdirector de la empresa de logística Overseas Maritime Agency Ltd., ha donado 30 millones de pesos al Partido Republicano.

Nicholas Ibáñez no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios enviada a través de su asistente. Wolf von Appen no respondió a un mensaje dejado a través de la oficina de comunicaciones de Ultramar.

Los chilenos votarán el 17 de diciembre, el segundo referéndum sobre una nueva constitución propuesta en años. Las encuestas muestran que quieren rechazar el último documento elaborado por un grupo de miembros de derecha. El presidente Gabriel Boric dijo que el texto no sería reescrito si fuera rechazado.

Los partidarios de la última propuesta dicen que proporcionaría seguridad jurídica, impulsaría el crecimiento económico y ayudaría a abordar flagelos como el crimen y la migración clandestina. Los opositores dicen que el texto es divisivo, pone en peligro el derecho al aborto y no fortalece los servicios públicos.

READ  Manifestaciones en Chile en apoyo a Gaza y contra la continuación de la ocupación sionista

Según el Servell, las contribuciones a los partidos que hacen campaña contra la nueva Constitución van casi en su totalidad a los fondos públicos del Estado.

El 38 por ciento de los votantes dijo que aprobaría la nueva constitución, seis puntos porcentuales más que la semana anterior, mientras que el 46 por ciento dijo que la rechazaría y el 16 por ciento dijo que estaba indeciso, según una encuesta de Cadem publicada el domingo por la noche.

Una propuesta anterior para una nueva carta fue rechazada en gran medida el año pasado en medio de temores de que se hubiera ido demasiado hacia la izquierda.

El diario local La Tercera informó anteriormente los datos de donación de la campaña.

– Con asistencia de Paulina Steffens.

©2023 Bloomberg LP

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

IN Iguazú Noticias