El repunte del Iguazú elevará el registro al alerta en Barranqueras

Iguazú (IN). Los distintos fenómenos climáticos producidos en las cuencas de aportes al río Paraná produjeron un repunte en los niveles hídricos, por lo que se comenzaron a registrar nuevos valores que retrasan la llegada del pico de la creciente en su paso por la costa chaqueña, pero que dejan en evidencia que será mayor a la esperada en principio.

Al respecto, la presidenta de la Administración Provincial del Agua (APA), Cristina Magnano, a través de radio Universidad, hizo saber que el fin de semana el Paraná superó los 6 metros en el puerto de Barranqueras, lo que significa que se disparó el alerta oficial. Asimismo puso en conocimiento que las últimas lluvias en Brasil provocaron un repunte del Iguazú y cambiaron las perspectivas, lo que “nos movió a hacer un alerta más específico entendiendo que entre el miércoles o jueves tendremos entre 6,30 o 6,40 metros, siempre y cuando no se produzcan lluvias importantes en Brasil porque las represas dejan pasar la onda de crecida porque están al máximo y no tienen capacidad de retención”.

Magnano puso de relieve que se verificaron las defensas y se limpiaron los canales de soberanía, Quijano, 16, Arroyo Ojeda u Riacho Arazá para que estén en condiciones en caso de lluvia. También se hicieron controles de las estaciones de bombeo.

La funcionaria recordó que hace un año el río llegó a los 7,50 metros y que ahora está lejos de ese nivel, con 6,18 metros durante el mediodía de ayer, por eso a pesar del panorama complicado todos están tomando las precauciones.

Si bien las últimas previsiones muestran que la altura del Paraná no llegará al nivel de evacuación, son conscientes que se debe monitorear el comportamiento de las lluvias, porque “comenzaría a preocuparnos que llueva en Brasil y se superponga a esta crecida una nueva, a partir de que las represas no tienen capacidad de retención y el suelo está saturado”.

El último informe de la APA da cuenta que con el nivel actual se ha cortado el camino a la Isla del Cerrito aislando a la localidad, como también sectores entre puente San Pedro y Antequeras, la zona del Club Náutico Barranqueras, y distintos puntos entre Puerto Vilelas y Paraje Soto, como el Paraje Cinco Bocas y los Bajos de Tacuarí.

El río Paraná se mantiene en su cauce hasta los 5,50 y 6,00 metros del hidrómetro de Barranqueras. Con mayores alturas comienza a desbordar hacia el valle de inundación. De acuerdo con los datos actuales se estima que esta situación se mantendrá entre 10 y 15 días, hasta que el río vuelva a su cauce, siempre y cuando no sucedan nuevas lluvias en el área de influencia del embalse Itaipú, río Iguazú o el tramo argentino paraguayo.

También exponen que se debe seguir con atención el comportamiento de las precipitaciones en toda el área que abarca la zona de influencia del embalse de Itaipú, el río Iguazú, y el tramo del río Paraná argentino-paraguayo, para ver el comportamiento de la actual crecida. Esta situación es una manifestación clara de la presencia del fenómeno de El Niño con impacto en la zona sur de Brasil y el noreste de Argentina.

By | 2015-12-01T15:05:49+00:00 diciembre 1st, 2015|MISIONES, PAÍS, Puerto Iguazú|0 Comments